Martes, 11 de Agosto 2020
 Localidad:  
 Comarca:  
Alquiler de Habitaciones en el Cabo de Gata

Opinión - Victoriano Montoya Villegas
Comentario Bíblico - 02/02/2020

Cuando los conceptos nos parecen demasiado lejanos

FIESTA DE LA PRESENTACIÓN DEL SEÑOR

Almeria 24h
Compartir en Facebook


Cuando los conceptos nos parecen demasiado lejanos


PUBLICIDAD

Nos hemos habituado a que cuando llega un nuevo gobernante dedique gran parte de su tiempo a criticar y derogar las normas que ha promulgado el gobernante anterior. A veces, también nuestro acercamiento a la lectura del evangelio se ve salpicada por este modo de proceder.

A los cuarenta días de la Navidad, se celebra la fiesta de la Presentación del Señor. Cumpliendo con las estrictas normas mosaicas, José y María, llevan a Jesús al templo de Jerusalén para ser «rescatado». La ley de Israel establece que todo primogénito varón es propiedad de Dios y que, por consiguiente, los padres deben ofrecer un «rescate» para poder recuperarlo. Al mismo tiempo, se realizaba la purificación de la madre, quien desde el momento del parto era considerada impura.

Rescate, impureza, purificación… y tantas otras ideas propias de la mentalidad socio-religiosa del pueblo de Israel en la época de Jesús quedan muy lejanas a nuestra mentalidad y, hoy, parecen carentes de valor para nosotros. Es cierto, pero también es verdad que en el relato evangélico aparece una convicción que, aunque impopular, mantiene toda su vigencia hoy en día; el valor de los mandamientos para los cristianos.

A lo largo de su ministerio público, Cristo manifestó ser aquel que tiene en sí la posibilidad de llevar a plenitud la ley, pero no por eso quiere dejar de cumplirla. Dirá: «El que se salte uno solo de los preceptos menos importantes, y se lo enseñe así a los hombres, será el menos importante en el reino de los cielos».

Es cierto que los cristianos no estamos sujetos a una ley casuística tan propia del fariseísmo del siglo I, pero estamos sujetos a una ley mucho más exigente; la que exige que nuestro corazón se amolde cada vez más al sentir y al actuar de Cristo. Es una ley mucho más exigente que cualquier otra porque no impone comportamientos externos, sino que exige que nuestra mente y nuestro corazón sean diferentes, así, nuestros actos también lo serán. Pero para que este esfuerzo no quede en el ámbito de la propia subjetividad, es necesario cumplir con aquellos principios que nos son dados, que no los elegimos nosotros, sino que han sido propuestos por la palabra y el ejemplo de Jesús.

La ley que debe vivir el cristiano no es una norma dictada por un legislador insensible, sino imitar los sentimientos y actitudes de Jesús, quien en todo momento nos dio ejemplo de humildad y obediencia, aunque sean conceptos que nos parecen tan lejanos.

Victoriano Montoya Villegas





29/01/2020 - .Almería - Demagogia carca (y fumigapensionistas)


26/01/2020 - .Almería - ALERTA NACIONAL


26/01/2020 - .Almería - PLANTEAMIENTOS Y ACTITUDES EN LA EVANGELIZACIÓN (II)


25/01/2020 - .Almería - El CoronaVirus ya está aquí y vamos a morir todos, ya os lo digo yo




 Almeria 24h adaptado a problemas de visión  Almeria 24h para dispositivos Móviles  Seguir a Almeria24h en Twitter  Almeria 24h en Facebook  RSS de Almeria 24h