Miercoles, 08 de Abril 2020
 Localidad:  
 Comarca:  
Alquiler de Habitaciones en el Cabo de Gata

Opinión - Juan Marcelo
(La Regadera) - 16/02/2020

DIATRIBAS

Nuestros miedos y nuestras ilusiones todo en base a tener un cigarrillo Tres Carabelas o Bisonte sin filtro en que la nicotina se pegaba en los labios

Almeria 24h
Compartir en Facebook


DIATRIBAS


PUBLICIDAD

Desentraño un misterio/misterioso/arcaico/desentrañable - para que veáis lo culto que soy en sinónimo; después decís que mi propósito es distorsionar mentes… - muy íntimo que siempre ha condicionado mi vida: Nula presencia de mujeres de cabellos rubios narra la Biblia quizás por ello, es el regusto de ciertos cardenales sobre ellas. Otra cosa digno de estudio y coincidiendo en espacio y tiempo con mi maquinación mental, es intentar deducir como el pelicano, teniendo un buche bajo su pico, pueda comer y aun estoy en ello rumiando mi penitente e innata ignorancia. Sigo sin saber cómo despega un avión Ryanair de la pista; todavía estoy en completa diatriba y estudio. (Menudo susto me pegaron los cabrones en quedarse sin gasoil/queroseno a mitad del vuelo destino Barcelona-Schonefeld/Berlín- D. teniendo que aterrizar en Basilea- Suiza para repostar; Ya me veía estrellado en los Alpes hecho un tizón)

Durante mi estancia en un aula, “años ha” que diría nuestro Cervantes, me pase más tiempo en la cafetería del recinto que escuchando la retórica de mi profesor favorito, Cojonciano Ceropelotéz; quizás por ello, me tomó tanto “cariño” y no era la primera vez que referido a mí, sentenciaba: “Este cabrón va a la suyo…””Le importa tres huevos lo que se diga…o yo diga” a sabiendas que me importaba más el sabor de una caña de cerveza que mi empeño en contar verdades en un periódico que no me permitirían y asimilar una verborrea insoportable con los compañeros en una mesa de mármol desgastada por su uso pero que era más cómoda y soportable que un pupitre de madera oliendo a lejía…, y encima, se podía fumar: Conversaciones sobre lo divino y humano. Nuestro futuro dentro de quince años. Nuestros miedos y nuestras ilusiones todo en base a tener un cigarrillo Tres Carabelas o Bisonte sin filtro en que la nicotina se pegaba en los labios. Discutíamos con cierta pasión y argumentos nada consistentes y a veces, llevábamos la contraria simplemente por el hecho de llevarla y alzábamos la voz cuando el sonido del vapor de la cafetera interrumpía nuestras alocuciones lo cual resultaba bastante molesto y más que hablar, gritábamos para hacernos entender mucho menos que comprender.

Fumar dentro del bar, nos era muy útil cuando el adversario interlocutor te noqueaba y te echaba fuera de la lona y aprovechabas para encender un nuevo cigarrillo que te diera tiempo a buscar una réplica a la altura del tirano verbal.

Curiosamente, ahora fumo para todo lo contrario: para escapar y huir de la discusión. ”No me gusta la discusión: por eso, prefiero que me den la razón aunque no la lleve y me ahorro la misma” (Sentencia del Beato/Santo Varón, J. Marcelo en su diáspora y precursor de su sentencia: “Bajo una bandera, siempre hay un imbécil”) Si en base a la discusión la cosa se pone fea, gris o azul marino, empiezo a agitarme, removerme inquieto buscando el tabaco en el bolsillo u oculto en el calcetín por si acaso la rubia al que puedo tener acceso y futuro acercamiento, - siempre en contacto y confirmando bajo estricta observación personal que su pubis sea análogo a su cabello…, no te puedes fiar… - no fuma y muestra un desagradable rictus de desprecio/descrédito o si alguien suelta la consabida frase de que “yo no soy machista, homófobo, racista, pero estoy en contra de ver más negros que blancos” cojo mi cigarrillo, y me voy a la calle. Me piro. Me aíslo: Me disuelvo y desaparezco mientras espero que se disipe esa diarrea verbal que es producto de la política oportunista tabernaria, tosca y grosera que nosotros - la idiotez cambiante según circunstancias - a veces reproducimos en privado bajo una copa de Terry y un palillo entre los labios propiciadas por lideres que nos lanzan al barro para que luchemos sus batallas y algunos, hasta no fuman pero condiciona su aliento.

Y es que la solución es dejar de fumar o ampararme en la edad para discutir. Pasivamente soportamos verborreas que nada soluciona mientras el mechero es nuestro salvoconducto para mantenernos firmes. (Mi tres cigarrillos en el Bar Felipe de Carboneras, ya acciona mi mente para escribir algo que se me ha ocurrido: sin ellos, ni empiezo ni termino) y esa faceta me indica a escribir sin nada que discutir pero si discurrir en mis disposición ya que no tengo estomago ni paciencia, debido a la edad, de soportar conversaciones vengan de donde vengan pero si en ideas para esparcir a mis lectores, así que observo la cajetilla haciendo un completo compendio de acceso a lo que pienso exponer acudiendo a ella.

Haciendo un exhaustivo análisis del proverbio chino del reconocido filosofo, Pecho Latta, de que “El fumar activa tu sabiduría o la larga anulas la misma según lo admita tus huevos” soy capaz de terminar este artículo. No es tontería: Sin un cigarrillo, no soy capaz de escribir. (No recomendado a nuestros jóvenes propensos a escribir artículos como este, ya que acciona el desorden mental y facilita la paranoia que la incluye) No fumar, ya que enriquece a los fabricantes que no fuman y encima te previenen que si fumas, te mueres. ¡Ohhhhhh….que cosas...! (*)

Juan Marcelo

(*) ¡Ohhhhh….¡ Creo que me falta una “h” en la exclamación pero me la suda!) Fijaros bien.




09/02/2020 - .Almería - PLANTEAMIENTOS Y ACTITUDES EN LA EVANGELIZACIÓN (I)


09/02/2020 - .Almería - LA CATERVA/CAVERNA


09/02/2020 - .Almería - Mamá cuentame la historia de esta plaza


09/02/2020 - .Almería - ¿Por qué sala la sal y alumbra la luz?




 Almeria 24h adaptado a problemas de visión  Almeria 24h para dispositivos Móviles  Seguir a Almeria24h en Twitter  Almeria 24h en Facebook  RSS de Almeria 24h